jueves, 27 de enero de 2011

here


El mero hecho de tener un sueño hace que mi vida resulte totalmente maravillosa e interesante, a pesar de los lógicos altibajos, esos que a todos nos suceden, esos que todos podemos superar aunque algunos no lo consigan. Tú haces de mi vida un cóctel de emociones, una montaña rusa que nunca acaba. A veces tengo miedo, es verdad, pero me escuchas con un hermoso silencio acompañado de tu respiración y tu sonrisa lo cura todo. Gracias. Otras veces, dentro de ese cóctel, estoy feliz y que lo compartas conmigo es el mayor motivo de esa felicidad. Vuelo, toco el cielo y tú vas a mi lado. Nosotros no somos como el resto del mundo, nosotros no vamos a tres metros sobre el cielo, nuestro cielo está aquí, en la Tierra, juntos. Acompáñame a cualquier parte, llévame donde quieras, escúchame, háblame, mírame, ámame y haz que sienta, a cada segundo, tu corazón palpitar con una fuerza arrolladora. Haz esas cosas que tanto me gustan, cómo caminas, cómo observas el mundo, cuando ríes, cuando te tumbas, cuando te aburres, cuando me nombras, eso me gusta. Hazlo por mí, hazlo conmigo. Quiéreme, juguemos al amor, bailemos sin música, durmamos juntos y levantémonos juntos también. Sintamos, de la mano, esa molesta luz del sol de la mañana y, por favor, no me olvides, no te vayas, no te alejes, no me dejes, no me pierdas.

lunes, 24 de enero de 2011

cut.



Te dan alas con las que volar lejos, con las que alcanzar el sol, con las que tocar el cielo y, de repente, cuando estás a un palmo de rozar las nubes, te las arrancan para que caigas, caigas, caigas… y te estrelles contra la realidad de la que nunca debiste haber salidoEn este corto periodo de tiempo, sentí más cosas de las creí haber sentido en mi vida. Creí. Porque en el momento en el que pensé que decías un 'te quiero', me di cuenta de que en realidad, nunca había sentido nada. Y ojalá nunca hubiera llegado a sentir nada.

you&me♥

Hay unas que llegan al alma, que te hacen perder la calma, son las que llegan al corazón. Hay unas que se necesitan, otras que nunca se olvidan.







Entierren sus miedos, liberen el lastre, retomen el vuelo.
no se rindan que la vida es eso, continuar el viaje, perseguir sus sueños, porque no están solas, porque yo las quiero. ☻

miércoles, 19 de enero de 2011

high.



No te rindas, aún estás a tiempo
De alcanzar y comenzar de nuevo,
Aceptar tus sombras,
Enterrar tus miedos,
Liberar el lastre,
Retomar el vuelo.
No te rindas que la vida es eso,
Continuar el viaje,
Perseguir tus sueños,
Destrabar el tiempo,
Correr los escombros,
Y destapar el cielo.
No te rindas, por favor no cedas,
Aunque el frío queme,
Aunque el miedo muerda,
Aunque el sol se esconda,
Y se calle el viento,
Aún hay fuego en tu alma
Aún hay vida en tus sueños.
Porque la vida es tuya y tuyo también el deseo
Porque lo has querido y porque te quiero
Porque existe el vino y el amor, es cierto.
Porque no hay heridas que no cure el tiempo.
Abrir las puertas,
Quitar los cerrojos,
Abandonar las murallas que te protegieron,
Vivir la vida y aceptar el reto,
Recuperar la risa,
Ensayar un canto,
Bajar la guardia y extender las manos
Desplegar las alas
E intentar de nuevo,
Celebrar la vida y retomar los cielos.
No te rindas, por favor no cedas,
Aunque el frío queme,
Aunque el miedo muerda,
Aunque el sol se ponga y se calle el viento,
Aún hay fuego en tu alma,
Aún hay vida en tus sueños
Porque cada día es un comienzo nuevo,
Porque esta es la hora y el mejor momento.

Porque no estás solo, porque yo te quiero.

-Mario Benedetti.

martes, 11 de enero de 2011

a place.

He encontrado un lugar en el que las preocupaciones no 
desaparecen, pero me olvido de ellas por unos momentos. En ese sitio puedo ser todo lo que quiera, gritar sin miedo a que me escuchen, perderme sin temor a no poder encontrarme. Puedo tumbarme al sol junto a los bichos, compartir mi comida con las moscas, sentir el aire fresco y puro limpiar mi interior. El viento, perfumado de ese aroma tan peculiar a naturaleza, me despeina, el sol ciega mi vista pero pueda apreciar la verdadera belleza. No es un lugar apartado, alejado, ni difícil de encontrar. Esta en medio del bullicio de la ciudad; delante de un aeropuerto, frente a la carretera, al lado de un súper mercado, pasan coches, aviones, pero ninguno de esos ruidos me invade, puesto que también hay pájaros, ovejas, caballos, abejas, arañas y las carcajadas de mis amigos. Ahí, mire hacia donde mire, el cielo es azul despejado, las flores son amarillas, las cabras huelen mal y los coches son ajenos, el resto del mundo es ajeno, allí no necesito más que una manta, un bocadillo, un zumo y una cámara, para inmortalizar los instantes de felicidad plena, incluso entre discusiones, ahí es suficiente estar con mis amigos y eso me ha hecho pensar que puedo perderme junto a ellos y una cámara en cualquier lugar de la tierra, porque seguiré siendo feliz, siempre que me acompañen. 

viernes, 7 de enero de 2011

stay.



Qué rápido que ocurre todo. Hace unos instantes aún eras mío, aún había algo que me hacía creer en un atisbo de luz al que aferrarme. Antes de darme cuenta te he perdido, peor, te han robado. Llegará el día en el que recapacites y pienses en lo que has perdido, puede que me quede esperándote aunque probablemente ya no esté ahí y los dos seguiremos nuestros caminos. Sin embargo, si te das prisa, aún estás a tiempo de cumplir el destino que tenemos marcado, tú y yo juntos, eso dice la vida, aún estás a tiempo de sentir lo que es sentir. Encontré a una persona perdida y me perdí junto a ella, en cambio ahora ha encontrado la felicidad que anhelaba y se ha llevado parte de la mía consigo y, como si con eso no hubiera tenido suficiente, se llevó de paso mi vida. Hay que aceptar las cosas como vienen, hay que afrontar la realidad y odiar la vida. No te he alcanzado, jamás dejarás de ser un recuerdo lejano o un futuro imposible. Las cosas están mal aquí dentro, muchos sueños e ilusiones han muerto, han sido demasiados desencuentros. Quiero pensar que todavía puede ser, por favor, no me dejes, quédate, déjame un día más en el paraíso. 

miércoles, 5 de enero de 2011

martes, 4 de enero de 2011

      Las cosas tan hermosas duran poco, jamás duró una flor dos primaveras.

a friend♥

UNA AMIGA ME DIJO:


¿Lo mejor de todo? 

El olvido. Podríamos pasarnos una vida entera viviendo de la misma fuente de energía, pensando siempre en el mismo chico, en su misma sonrisa. Podríamos desear su cuerpo, su mente, su corazón, o incluso podríamos llegar a tocarle la fibra sensible que se esconde en el alma. Pero será difícil. ¿La mejor opción? Huir. No huyas de ti, sino de ese amor que no te merece. Porque nunca nadie te volverá a mirar con unos ojos como lo hace tu madre, o tu padre o tus mejores amigos que estarán siempre para apoyarte, guiarte y sostenerte cuando te vayas a tropezar. Y es que lo mejor de todo, en estos momentos, es olvidar... Puedes empezar de cero, borrarlo todo, solo tienes que olvidar. Siempre podrás contar conmgo. <3







Gracias, tú eres una verdadera amiga ♥ .

come back.





Algo me dice que ya no volverás, estoy segura de que esta vez no habrá marcha atrás. Me estoy muriendo por dentro. Ahora es cuando me doy cuenta de que sin ti no soy nada, he perdido las fuerzas, he perdido las ganas. He intentado encontrarte en otras personas, no es igual, no es lo mismo, nos separa un abismo. Vuelve, que sin ti la vida se me va, que me falta el aire si tú no estás, nadie ocupará tu lugar. Sobra tanto espacio si no estás, no paso ni un minuto sin pensar que sin ti la vida, lentamente, se me va. Algo me dice que ya no sirve de nada, tantas noches en vela aferrada a mi almohada. Si pudiera tan solo regresar un momento, ahora es que te comprendo, ahora es cuando te pierdo. Nadie ocupará tu lugar.











go.





Se va, todo se va. O lo dejo ir, siempre es mejor. No rendirse nunca, no dar el brazo a torcer y saber esperar. Cansa. Eso cansa. No he decidido abandonarte, tú me has obligado. Jamás llegaste a ser todo lo que te pedía, nunca escuché de ti algo que me impulsara a seguir, pero lo hice, porque yo quería, porque te quiero a ti. O no. Ya no. Sí, pero no es lo que deseo, así que adiós. ¿Adiós? Sí, para siempre. De amor ya no se muere, sigo aquí, respirando, mi corazón no ha dejado de latir, por ti, pero tú ya no estás. ¿De amor ya no se muere? Estoy muerta y aún en ese lugar inexistente sigo amándote y esperándote, muy a mi pesar, para siempre. Juro que nunca más volveré a compadecerme porque tú ya no estés, siendo que, realmente, conmigo nunca has estado.